La técnica de reproducción asistida consiste en un tratamiento en el que se aplican una serie de procedimientos llevados a cabo en un laboratorio especializado para manipular controladamente óvulos, espermatozoide o embriones. En este artículo te explicaremos por qué la reproducción asistida es la solución para parejas con problemas de fertilidad.

Si después de 4 o 5 ciclos menstruales no se ha  producido el embarazo a través del tratamiento, se podrá considerar la reproducción asistida. Hay diferentes técnicas tales como: la fertilización in vitro o la transferencia intratubárica de gametos. Ambas técnicas son efectivas en mujeres menores de 35 años.

Reproducción asistida. La inseminación intrauterina 

Esta técnica de reproducción asistida consiste en elegir los espermatozoides más activos que se colocarán directamente en el útero. Esta elección de espermatozoide se realiza a través del lavado de una muestra de semen. Una vez que se produzca la ovulación es cuando el médico de la Clínica de Reproducción Asistida introducirá los espermatozoides en el útero.

Siguiendo este tratamiento es posible que se produzca el embarazo  al sexto intento. Este procedimiento no es tan efectivo como la fertilización in vitro, pero es menos invasiva y de menor coste.

La Fecundación in vitro

La técnica de fecundación in vitro consiste en lo siguiente:

  • Estimulación de ovarios: los ovarios son estimulados normalmente con gonadotropinas humanas, con o sin clomifeno.
  • Recuperación de los óvulos liberados: este procedimiento lo hace un médico al introducir una aguja en el ovario (bajo control ecográfico), a través de  la vagina y sacar los óvulos formados y madurados. A veces se realiza a través de un laparoscopio insertado en una incisión que se realiza debajo del ombligo.
  • Fertilización de óvulos: en una placa con medio de cultivo se colocan los óvulos y se eligen los espermatozoides más activos para fertilizar esos óvulos.
  • Se cultivan los embriones que quedan en el laboratorio: una vez añadidos los espermatozoides, se deja que crezcan los óvulos de 2 a 5 días.
  • Transferir los embriones al útero de la mujer:  los embriones que quedan se transfieren por vía vaginal a la mujer desde la placa hasta el útero.

La técnica de fecundación in vitro se usa tanto para las familias de dos mamás, como para mujeres integrantes de una familia con pareja masculina y que todavía no han logrado el embarazo.

Tratamiento a través de la ICSI

La ICSI o Inyección Intracitoplasmática de Espermatozoides es otra de las técnicas de reproducción asistida y se aplica si se presentan estos casos:

  • Se intentó con otras técnicas y fueron infructuosas. 
  • Hay un problema grave relacionado con el esperma.

La técnica ICSI es muy parecida a la fertilización in vitro, en lo único que se diferencia es que se introduce un único espermatozoide en un único ovario.

Transferencia de gametos

La transferencia de gametos es exitosa si las Trompas de Falopio están funcionando bien. El proceso para seleccionar los óvulos y espermatozoides activos es el mismo que el utilizado en la fertilización in vitro. Sin embargo, los óvulos son introducidos a través de una incisión muy pequeña en la pared intestinal hasta el extremo distal de las Trompas de Falopio. Es así como la fertilización del óvulo se producirá en la trompa.

Cada vez más parejas recurren a la reproducción asistida para ver cumplido su sueño de ser padres. Ahora conoces en qué consiste la técnica y cómo se realiza, pero no dudes en consultar, con los profesionales del centro, cualquier duda que tengas. Los problemas de fertilidad tienen solución.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Por favor coloca tu nombre aquí