En un amplio informe de 449 páginas, los demócratas de la Cámara de Representantes exponen un caso detallado para despojar a Apple, Amazon, Facebook y Google del poder que ha hecho a cada uno de ellos dominante en sus campos

Las cuatro compañías comenzaron como «empresas de bajo riesgo» pero ahora son monopolios que deben ser restringidos y regulados, según el informe de los demócratas en el Comité Judicial de la Cámara de Representantes. «Estas cuatro corporaciones sirven cada vez más como guardianes del comercio y las comunicaciones en la era digital, y este poder de guardián les da una enorme capacidad para abusar de ese poder», dijo un abogado de la mayoría demócrata del subcomité en una reunión informativa con los periodistas.

Los legisladores dicen que el Congreso debería revisar las leyes que han permitido que las empresas se vuelvan tan poderosas. En particular, según el informe, el Congreso debería considerar la posibilidad de forzar «separaciones estructurales» de las empresas y reforzar la aplicación de las leyes antimonopolio existentes.

Facebook, Google, Apple y Amazon han estado en el centro de atención por el poder de mercado que tienen sus empresas gigantes.

Posibles regulaciones

Las recomendaciones, si se promulgan, podrían cambiar radicalmente la forma en que estas empresas operan. Podrían, por ejemplo, restringir a Amazon la venta de sus propios productos en su mercado, en competencia directa con los vendedores que dependen de la plataforma para llegar a los clientes.

Se podría prohibir a Google el uso de los datos que el sistema operativo Android recopila sobre los usuarios y otras aplicaciones para perfeccionar sus productos. Facebook podría, en teoría, ser excluido de adquirir otro competidor, después de las preocupaciones sobre cómo compró a sus rivales, incluyendo Instagram y WhatsApp.

Aunque la investigación fue un esfuerzo bipartidista del subcomité, el informe final ha sido recibido por la división partidista sobre sus recomendaciones. El personal de la mayoría demócrata es el autor del informe, y ningún republicano lo ha respaldado públicamente hasta ahora.

El representante Jim Jordan, republicano de Ohio, el republicano de mayor rango en el comité judicial, se apresuró a desestimar el informe. «La gran tecnología va por los conservadores», dijo en una declaración, repitiendo una frecuente pero no apoyada afirmación de los conservadores. «Desafortunadamente, el informe partidario de los demócratas ignora este problema fundamental y las posibles soluciones y en su lugar presenta propuestas radicales que remodelarían la ley antimonopolio en la visión de la extrema izquierda».

Control tecnológico

El representante Ken Buck, republicano de Colorado, dio a conocer sus propias sugerencias para controlar el poder de la tecnología, diciendo que no apoyaba las recomendaciones del informe. Pero dijo que estaba de acuerdo en que la Gran Tecnología ha crecido demasiado y que trabajaría con el liderazgo demócrata del subcomité para encontrar soluciones.

«Una onza de prevención vale una libra de curación, preferiría ver la aplicación de medidas antimonopolio específicas en lugar de una regulación onerosa y gravosa que mata la innovación de la industria», dijo Buck en un comunicado.

El informe es la culminación de una investigación de 16 meses de duración sobre algunas de las empresas más valiosas e influyentes del mundo. Independientemente de su incierto futuro político y sus amplias recomendaciones, el informe presenta una nueva y bastante completa base de datos pública de pruebas y documentos internos que arrojan luz sobre las críticas de larga data a la Gran Tecnología.

Un abogado del subcomité antimonopolio dijo que uno de los descubrimientos más reveladores fue el temor expresado por las empresas de Fortune 500 al tratar con los gigantes de la tecnología, sintiéndose dependientes de sus caprichos. Las empresas tecnológicas se enfrentan a otras investigaciones de los reguladores federales, los fiscales generales de los estados y las autoridades europeas. Aquí están las principales afirmaciones del informe sobre cada compañía:

Amazon

El informe dice claramente que «Amazon es el mercado online dominante» y que la evidencia «demuestra que Amazon funciona como un guardián del comercio electrónico». Los investigadores detallan la difícil relación de Amazon con otros vendedores de la plataforma, que dicen «vivir con miedo a la empresa» y a la que Amazon se refiere como «competidores internos».

Describe a los vendedores como «explotados» por el dominio de la empresa: no se les permite contactar directamente con los compradores, a menudo limitados en su capacidad de vender en otras plataformas, enfrentándose a «tácticas de mano dura en las negociaciones» y recibiendo «niveles atroces de servicio al cliente» o un mejor servicio por una tarifa.

Los autores también escriben que Amazon se beneficia de las ideas y productos desarrollados por otros, ya sean vendedores en su plataforma, empresas que considera comprar o incluso desarrolladores de software de código abierto en la nube.

Amazon publicó el martes una entrada en su blog, rebatiendo «falacias… en el centro de la regulación de la competencia». Sin llamar directamente al informe, el post decía: «para los consumidores, el resultado sería menos opciones y precios más altos. Lejos de mejorar la competencia, estas nociones desinformadas la reducirían».

Apple

El informe dice que Apple ejerce un «poder de monopolio» en el mercado de las tiendas de aplicaciones móviles, favoreciendo sus propias aplicaciones y perjudicando a sus rivales. Ese dominio perjudica la innovación y aumenta los precios y las opciones de los consumidores, según los investigadores de la Cámara.

Apple, junto con Google en su tienda Google Play, deja a los desarrolladores con pocas opciones para llegar a los consumidores, dice el informe, añadiendo que el acuerdo deja a los desarrolladores a merced de la aplicación «arbitraria» de las directrices de aplicaciones de Apple.

El informe encontró que la controvertida comisión del 30% impuesta por Apple y Google ha dado lugar a aumentos de precios para los consumidores. Los investigadores dicen que Apple generó miles de millones de dólares en ganancias por las comisiones, a pesar de que su operación costó menos de 100 millones de dólares.

En una declaración, Apple dijo «estamos vehementemente en desacuerdo» con las conclusiones del informe. Apple, la empresa más valiosa del mundo, dice que no tiene una posición dominante en el mercado en ninguna de sus líneas de negocio.

«La competencia impulsa la innovación, y la innovación siempre nos ha definido en Apple», dijo la empresa. «Trabajamos incansablemente para entregar los mejores productos a nuestros clientes, con la seguridad y la privacidad en su centro, y seguiremos haciéndolo.»

Facebook

El informe cita al propio director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg y a otros altos directivos describiendo la estrategia de la compañía de comprar a sus rivales. En una comunicación interna, Zuckerberg dijo que Facebook «probablemente siempre puede comprar cualquier empresa nueva competitiva».

Facebook usó datos para identificar posibles rivales y «luego adquirir, copiar o matar estas firmas», dice el informe. El poder de monopolio de Facebook «está firmemente arraigado y es poco probable que sea erosionado por la presión competitiva», encontraron los investigadores.

El informe dice que documentos internos recientes muestran que Facebook está ahora más preocupado por la competencia entre sus propios productos – como su aplicación para compartir fotos Instagram y su red homónima original – que por los rivales externos.

Los investigadores concluyen que debido a que tiene tan poca competencia, Facebook ha «deteriorado» su calidad, dañando la privacidad de sus usuarios y llevando a un «dramático aumento de la desinformación». Facebook dijo en una declaración que «compite con una amplia variedad de servicios con millones, incluso miles de millones, de personas que los usan«.

Añadió que cuando se trata de Instagram y WhatsApp, «existía un panorama fuertemente competitivo en el momento de ambas adquisiciones y existe hoy en día». Los reguladores revisaron minuciosamente cada acuerdo y no vieron ninguna razón para detenerlos en ese momento».

Google

El informe dice que Google disfruta de un monopolio en la búsqueda y la publicidad en las búsquedas y que su dominio está protegido por sus propios datos y acuerdos que ha alcanzado en todo el mundo para ser el motor de búsqueda predeterminado en muchos navegadores y dispositivos. «Ningún motor de búsqueda alternativo sirve como sustituto», dijeron los investigadores.

Google ha mantenido su posición dominante al socavar a sus competidores de búsqueda y al favorecer su propio contenido en los resultados de búsqueda, según el informe. El documento también señala cómo todos los datos que Google recopila sobre sus usuarios y competidores refuerzan su dominio y le permiten ganar aún más dinero con los anuncios.«Al vincular estos servicios, Google funciona cada vez más como un ecosistema de monopolios entrelazados», dice.

En un comunicado, Google manifestó su desacuerdo con el informe, en el que dijo que «presentaba alegaciones desactualizadas e inexactas de sus rivales comerciales sobre la búsqueda y otros servicios». La compañía dijo que los remedios propuestos «causarían un daño real a los consumidores, al liderazgo tecnológico de Estados Unidos y a la economía de Estados Unidos, todo ello sin ningún beneficio claro».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor coloca tu nombre aquí