Por segunda vez desde que inició su erupción hace más de un mes, el volcán Cumbre Vieja de La Palma, decidió “refrescarse” en aguas del océano Atlántico la madrugada de este miércoles, de acuerdo a lo informado por la Dirección General de Marina Mercante.

La lava que procedía de un desborde de la colada inicial del volcán de La Palma, tocó las aguas de la playa Los Guirres y no se descarta que aparezcan nuevos centros de emisión en el entorno del cono principal, dentro de la zona de exclusión, según el Ministerio de Transporte y Movilidad del Gobierno de España y el Departamento de Seguridad Nacional (DSN).

Ante la situación que se presentó inesperadamente, los equipos de Salvamento del Gobierno de España, bajo la coordinación de la Dirección General de la Marina Mercante, permanecían alertas en la zona de exclusión a los avances y  las condiciones que pudiesen presentarse en el aire.

Según se desprende del informe del Departamento de Seguridad Nacional (DSN),  podrían surgir nuevos puntos de emisión  del volcán «actualmente siguen activos varios centros de emisión con actividad variable y no se descarta la aparición de nuevos centros de emisión en el entorno del cono principal, dentro de la zona de exclusión».

El volcán de La Palma entró en erupción el pasado 19 de septiembre y a la fecha, se han visto afectadas por las emisiones de lava unas 9888,27 hectáreas, en tanto que la anchura máxima entre coladas exteriores permanece en 3.100 metros.

Según un tuit publicado por @salvamentogob, la lava alcanzó nuevamente el Atlántico a las 1:45 horas de este miércoles en el entorno de la playa de Los Guirres en Tazacorte, al oeste de la isla La Palma.

Todo  ha ocurrido a pesar de  que científicos sostenían que comenzaba a haber signos de debilitamiento

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Por favor coloca tu nombre aquí